Descubriendo el verdadero Drácula de Rumania

Se acerca el puente de noviembre, festivo en casi todo el mundo, si este año quieres viajar en esta fecha pero quieres huir de los tópicos de la noche de Halloween, no quieres ver disfraces ni máscaras de halloween durante tu viaje pero quieres que tenga algo relacionado con el terror, sin duda Rumanía y el mito de Drácula te esperan.
Rumania es una nación con muchos misterios y secretos en su interior. Gracias a sus cientos de años de historia, la nación se ha convertido en un atractivo para los amantes de lo desconocido. De todos los personajes históricos del país, el más conocido es Vlad Drácula, el príncipe rumano más celebre.
Vlad fue un príncipe rumano considerado uno de los guerreros más fuertes que ha tenido el país en cientos de años. El hombre se volvió muy popular al mantener al margen a los otomanos, quienes deseaban invadir Europa como fuese, y Rumania era la entrada principal.
Los otros reyes y príncipes europeos veían a este hombre como un héroe, pero al mismo tiempo lo consideraban uno de los más sangrientos monarcas que ha habido en el continente. El príncipe rumano no solo buscaba intimidar a su pueblo, también deseaba asustar al enemigo para que éste lo pensara dos veces antes de entrar a sus dominios.
A Vlad Drácula le gustaba empalar a sus enemigos y dejarlos al aire libre para que todos lo pudieran ver. Este gesto lo convirtió en un sanguinario líder y fue la inspiración utilizada por Bram Stoker para hacer su afamada novela, el conde Drácula.

El castillo de la novela de Drácula

Para los que deseen conocer el castillo de la novela o el castillo utilizado como inspiración por el escritor de la novela gótica, se puede ir a la ciudad de Brasov y recorrer el castillo de estilo medieval.
El castillo se encuentra muy bien conservado y tiene un estilo único de tipo medieval. El edificio fue la residencia de veraniego de la antigua monarquía rumana y se sabe que este no fue el hogar original de Vlad Drácula, aunque muchos creen que sí.
El castillo, junto con la ciudad de Brasov, es perfecto para conocer a profundidad la historia de ficción del empalado rumano. Aunque no se puede considerar como un verdadero fanático de la historia original, si no se hace un pequeño viaje al verdadero castillo del empalador, el lugar donde el príncipe rumano gobernó con mano de hierro.

El castillo de Poenari

En medio de un gran valle en el distrito rumano de Arges, se encuentran las ruinas de un antiguo castillo, conocido como el castillo de Poenari. El lugar fue una antigua fortaleza de estilo medieval, creado con piedra y con varios materiales de la región.

Este lugar fue el centro de mando del príncipe rumano durante muchos años, además de ser su residencia oficial. El edificio debe ser visitado si se quiere conocer la verdadera historia del guerrero más importante de Rumania.
El castillo se encuentra en una montaña desde donde se tiene una vista perfecta del lugar. Y es que desde esta montaña se tenía una vista perfecta para saber si el enemigo se acercaba o si los refuerzos venían en camino. El castillo puede ser visitado en cualquier temporada del año.

Desde el momento que se comienza a subir al castillo se puede sentir la imponencia del lugar, con sus grandes vistas y sus paisajes de montañas verdes. Una mar de verde y blanco por las nubes.

About the Author

Igor Traveller
Soy Igor, Viajero insaciable.

Be the first to comment on "Descubriendo el verdadero Drácula de Rumania"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*